Dedicado a Gaia

Vivimos en un pequeño planeta azul que gira alrededor de una estrella mediana de un pequeño sistema solar, en los suburbios de una mediana galaxia, con mil millones de estrellas, y la cual forma parte de un universo compuesto por miles de millones de galaxias ¿Te das cuenta de lo pequeños y frágiles que somos?

jueves, noviembre 30, 2006

Barcelona 2018

El domingo pude leer en prensa que si no se toman medidas, en el 2018 el tráfico de Barcelona colapsará por completo. La verdad es que me sorprendió, porque Barcelona a nivel nacional, en lo que se refiere a organización del transporte, no tiene mucho que envidiar a otros, o al menos así pensaba hasta ahora. Si habéis leído la noticia, habréis podido comprobar que se refiere a una necesidad de adaptar el transporte público a las futuras necesidades, aún así no he podido evitar pensar en la cantidad de asfalto que se sigue tirando a día de hoy: estamos fragmentando a toda máquina los ecosistemas y eso, obviamente, no es bueno, sobre todo para los animales que necesitan grandes extensiones, como el lince y el oso.

Estoy absolutamente convencido de que aunque pusieran vías de 18 carriles, no tardarían en pasar muchos años hasta que volvieran a colapsar ¿Porqué? Pues porque creo que "semos asín", no hay concienciación, no hay cultura. Ya sé que a unos cuantos la contaminación les importa un pimiento, así como que se asfalte el territorio a diestro y siniestro y se fragmenten los hábitats. Si hubieran menos vehículos en circulación, necesitaríamos menos espacio, no sé si me explico. Si a día de hoy las energías renovables ocuparan el mismo espacio que el asfalto, que es una barbaridad, podrían abastecer, pero de lejos, todas las necesidades energéticas que tenemos.

Concluyendo, asfaltar más terrritorio creo que empobrece a muchos, para largo, y enriquece a unos pocos, para poco. Señores políticos, cambien su política de asfaltado, de pan para hoy y hambre para mañana; señores conductores particulares, planteense seriamente alternativas a su cajita de cuatro ruedas, no sean tan cómodos, sobre todo si sólo hay un ocupante. Gracias.

Etiquetas: ,

6 Comments:

At jueves, 30 noviembre, 2006, Blogger Carlos said...

No me extraña en absoluto que Barcelona quiera seguir la estela de Londres, aunque a mi parecer la realidad del tráfico es diferente (más problemática en Londres), tienen suficiente visión como para aprovechar el impulso mediático de otros (que a mi me parece estupendo).

 
At jueves, 30 noviembre, 2006, Blogger Lorena said...

¡Ahí estamos!, si señor, pero lo veo difícil porque es una cosa de educación y aquí no existe esa mentalidad transmitida por educación como por ejemplo en Dinamarca o en Holanda...estamos a años luz tete y hay mucho cómodo. Te quiero!

 
At jueves, 30 noviembre, 2006, Blogger Perico said...

Nunca había estado en Barcelona y la visité por primera vez en octubre. La verdad, me traje muy buena impresión de cómo funciona el metro, tiempos máximos de espera de 3 minutos, una maravilla. Carriles bici tipo a Copenhague, lo más parecido que he visto ha sido Valencia. Vi unos cuantos autobuses con energías alternativas y muchímo movimiento de motos, con lo cual me llamó bastante la atención el artículo.

Salut.

 
At jueves, 30 noviembre, 2006, Blogger Perico said...

Pues rubia, como ya he dicho muchas veces y han dicho muchos otros antes que yo: para defender algo hay que conocerlo. Aunque la verdad, también hacen falta ganas, y para eso hay que sensibilizar, que es más difícil.

Tu Pedro.

 
At domingo, 03 diciembre, 2006, Anonymous Iñaki said...

Pues sí, habría que sensibilizar, pero hasta entonces y dado que eso es a muy largo plazo, lo que habría que hacer, políticamente, es incentivar y desincentivar. Incentivar con rebajas de impuestos a quien use el transporte público o transportes no contaminantes, creando una red de carril bici, muy extensa y haciendo a los buses, las bicis y los peatones prioritarios por encima de coches privados e incluso taxis. Para desincentivar habría que cargar de impuestos a la gasolina (más aún) y a los compradores de coches, para que puedan sufragar con esos impuestos medidas compensatorias a su aporte al calentamiento global. En Missula, Montana, EE.UU. se paga a la gente por cada día que van al trabajo en bici, 50 centavos, al final de mes además de lo que te ahorras en gasolina y en mantener un coche, pues te dan un dinerito que bien estará para cuidar tu bici. A ver si se nos pega lo bueno de cada uno...

 
At lunes, 04 diciembre, 2006, Blogger Perico said...

Esa propuesta que haces no tiene desperdicio. Estoy contigo con lo de cargar impuestos en vehículos y gasolina, pero creo que no tenemos políticos con agallas para hacer eso, pero ni de un lado ni de otro. Hay que mantener el "sillón" a coste de lo que sea.

Un saludo.

 

Publicar un comentario

<< Home